Contribuciones a la Búsqueda

del Modelo Anual

Del Grupo de Sras. de Rancagua

Madre de todas las madres, con tu gran fidelidad y amor, crea y reconstruye en nosotros un corazón puro, mediante el cual mostremos nuestra santidad con paz y amor a cada uno de nuestros semejantes como una gran familia mariana. Paulina Godoy S. (Oratorio María Reina de la Paz, Rancagua).

 

Madre Santísima, te rogamos que se multipliquen las vocaciones sacerdotales para que ayuden a construir un mundo nuevo, de respeto por la vida y pleno de amor y paz. Sra. Alicia Núñez R. (Oratorio María Reina de la Paz, Rancagua).

Contigo Madre caminaré hasta el fin. Sra. Alicia Pérez (Oratorio María Reina de la Paz, Rancagua).

Misionera en Brasil, Hna. Judith Ramírez:

MADRE NUESTRA DANOS FAMILIAS SANTAS QUE FORJEN EN SUS CORAZONES FIELES SACERDOTES PARA NUESTRO PUEBLO, QUE REZEN POR LA PAZ

QUERIDA MADRE REDIMIDOS POR LA SANGRE DEL PRINCIPE DE LA PAZ DANOS EL DON DE LA FIDELIDAD PARA LUCHAR POR LA SANTIDAD DE NUESTRAS FAMILIAS

QUERIDA MADRE, LLENA DEL ESPIRITU SANTO IMPREGNANOS PROFUNDAMENTE DEL ESPIRITU DE CRISTO

QUERIDA MADRE ENSENANOS A SER FIELES EN LO POCO PARA QUE EL SENOR ENVIE MAS OPERARIOS A SUS MIES

México, Imelda Mares C.:

Madre: gracias por seguir custodiando la vocación de tus hijos sacerdotes (1 elemento) para que amando más allá de sus sentidos, sean y formen Santos; que tu presencia en cada familia (3 elemento) forme un ambiente acogedor que las proteja. Ruega para que meditemos cada día en la pasión de Nuestro Señor (4 elemento) y nos apropiemos de su redención e imitemos su entrega y perdón por amor, y que junto con tu reinado en nuestros corazones recibamos la unción necesaria para proclamar tu evangelio con nuestras vidas y sea el arma para vencer todo antivalor que forma la cultura de muerte (2 elemento) en tus pueblos.

P. Roberto Guzmán, Mozambique

 

M.Paz:

Querida Madre, en el año de la beatificación del Padre Alberto Hurtado impetramos de Dios muchas familias santas y generosas como tu casa de Nazaret donde se formen sacerdotes santos de diversas realidades que inunden el mundo de paz y respeto a los demás.

Querida Madre, haremos mucha oración para que hayan muchos sacerdotes santos, formándose en familias santas, en tu Oratorio que a ejemplo del Padre Alberto en el año de su beatificación muestren al mundo la paz que trae el conocimiento de Jesús y evitemos la violencia y drogadicción.

P. Raimundo, Santa María

Con respecto al Modelo de Año, hemos pensado con el Hermano Carlos que sería muy bueno incluir la idea: "He aquí que hago nuevas todas las cosas"..., frase que decía Jesús a la Madre en el momento que cargaba la cruz, en el filme de la Pasión.