Novena del 3º Desafío

Día quinto de la Novena Lunes 7

Lunes 7

1.- Lema Motivador: A quien debía acompañar a Jesús en su obra de salvación se le anunció: (Lc 2,35) Pero todo esto va a ser para ti como una espada de dolor que atraviese tu propia alma.

2.- Canto

3.- Oración inicial

. . . .05Boracini.htm

4.- Lectura eclesiástica

El llama a sus discípulos a «tomar su cruz y a seguirle» porque El «sufrió por nosotros dejándonos ejemplo para que sigamos sus huellas» (1 P 2, 21). El quiere, en efecto, asociar a su sacrificio redentor a aquellos mismos que son sus primeros beneficiarios. Eso lo realiza en forma excelsa en su Madre, asociada más íntimamente que nadie al misterio de su sufrimiento redentor: Fuera de la Cruz no hay otra escala por donde subir al cielo. (Cat. Cath. nº 618)

5.- Lectura bíblica

(1P 1,17) Si ustedes llaman "Padre" a Dios, que juzga a cada uno según sus hechos y sin parcialidad, deben mostrarle reverencia durante todo el tiempo que vivan en este mundo. (1P 1,18) Pues Dios los ha rescatado a ustedes de la vida sin sentido que heredaron de sus antepasados; y ustedes saben muy bien que el costo de este rescate no se pagó con cosas corruptibles, como el oro o la plata, (1P 1,19) sino con la sangre preciosa de Cristo, que fue ofrecido en sacrificio como un cordero sin defecto ni mancha. (1P 1,20) Cristo había sido destinado para esto desde antes que el mundo fuera creado, pero en estos tiempos últimos ha aparecido para bien de ustedes. (1P 1,21) Por medio de Cristo, ustedes creen en Dios, el cual lo resucitó y lo glorificó; así que ustedes han puesto su fe y su esperanza en Dios.

6.- Reflexión

La Madre y Reina Santísima tenía que ingresar primero por la misma senda pascual de su Hijo. El programa de su vida, quedó claramente delineado con la profecía del anciano Simeón: Ella quedaba asociada a las dificultades que tendría que pasar su Hijo, bandera discutida, piedra de tropiezo para muchos en Israel: "como una espada de dolor que atraviese tu propia alma". El tercer desafío, como devotos marianos, nos pone en la órbita de nuestra Madre y Educadora: "Hagan todo lo que El les diga"; y ellos dieron perfecta satisfacción al requerimiento de Jesús, los llenaron hasta el borde. El mismo da la medida: "Sufrió por nosotros dejándonos ejemplo para que sigamos sus huellas". Nosotros hacemos lo mismo: damos perfecta satisfacción, asumimos nuestra cruz de cada día, y vamos de cara hacia ella, tratando de no enemistarnos con la cruz de Cristo, aunque de pronto nos parezca muy pesada.... en todo caso nunca será más allá de nuestras débiles fuerzas.

7.- Peticiones

La Madre y Reina Santísima tenía que ingresar primero por la misma senda pascual de su Hijo. El programa de su vida, quedó claramente delineado con la profecía del anciano Simeón: una espada de dolor atravesará tu propia alma.

Pidamos por nosotros mismos para que seamos colaboradores íntimos en la misión salvadora de Jesús

Roguemos y ofrezcamos a nuestra Madre y Reina:

-Jesús haznos colaborar con María la nueva Eva

Pidamos por tantos enfermos, que como Bernardita Correa y Rubén Cárcamo, podría libremente hacerse partícipes de la misión redentora de Jesús, en la que se injerta toda cooperación humana.

Roguemos y ofrezcamos a nuestra Madre y Reina:

-Jesús haznos colaborar con María la nueva Eva

Pidamos por todas las ramas y asociaciones del Oratorio, para que en todas ellas, haya hombres y mujeres santas que ofrezcan abundante respaldo humano para las obras maravillosas que nuestra Madre tiene que hacer por nuestro intermedio.

Roguemos y ofrezcamos a nuestra Madre y Reina:

-Jesús haznos colaborar con María la nueva Eva

8.- Decena del Santo Rosario

9.- Oración final

. . . .05Boracfin.htm

 

10.- Canto de despedida