9.- Transoperancia y Santidad

QQQ

. . . .Dios actúa en el mundo, no deja de actuar ni un solo segundo en cada parcela, por mínima que sea, de toda la inmensidad de su obra, hasta en sus más ínfimos detalles, que para el investigador pasa inadvertido.

. . . .Es como un tractorista que ara todo el campo, sin embargo lo hace todo por intermedio del tractor y no sin él, aunque podría hacerlo sin él. El no abre el surco con sus manos directamente, saltándose la acción de la máquina. Dios transopera por medios de las mismas creaturas, como dice Sto. Tomás, la causa primera actúa sobre la causa segunda.

. . . .Hay distintas formas de actuar de Dios por transoperancia. En todas estas formas, Dios no le quita la propia actuación a la causa segunda o al operante creado. En el caso de los seres inertes, será su acción física, mecánica, como es el agua que la la fuerza de gravedad cae y horada la tierra por donde va pasando para abrirse un cauce propio.

. . . .En el caso de los seres vivos, es la acción vegetativa propia del vegetal que produce, por ejemplo en el trigo, el grano que convertido en harina y pan puede saciar el hambre del ser humano y de los animales.

. . . .En el caso de los animales, Dios ocupa el instinto de estos para producir un bien. Por ejemplo, el perro ciencia su instinto puede guardar la casa del hombre, y no maquinalmente ni vegetativamente, sino de otra modalidad: instintivamente. Dios transopera en estas acciones propias de los seres inertes y de los vivos.

. . . .En el caso del hombre, usando su razón, puede dejarse instruir y conducir por otro, como es el caso del lazarillo que ayuda al ciego a atravesar una calle. Lo mismo, aunque a otra escala ocurre en el ejército, en una oficina, en un colegio y universidad, en una orquesta. El hombre realmente conoce una materia de conocimiento porque otro le ha enseñado o le va dando el exacto ritmo que debe llevarse en el exacto momento. No lo utilizan a uno como uno mueve maquinalmente una máquina. Pero sí lo ayudan metódicamente a que uno pueda conocer esa materia, como ocurre con un libro, un cassette o un CD. Por medio de esos mass media, le comunican un conocimiento determinado que uno lo hace propio mediante su propia atención y voluntad. "Come esa materia; se traga sicológicamente" un contenido de información.

. . . .La santificación es una obra de transoperancia divina sobrenatural, en que el hombre pone su parte, su amoroso esfuerzo por hacer suya la voluntad de Dios. En este proceso, que Dios va suscitando gracia tras gracia, la la libre colaboración humana, que lleva al hombre a querer hacer lo que Dios quiere, incluso hasta el grado del heroísmo. Esto es remar mar adentro, dejarse conducir por Dios en la eficaz entrega de la llave.

 

e QQQQQQ e e