9. La Misión de Brasil

 

 

. . . .Este año Santa María ha tenido una importante modificación estructural: el Oratorio Mariano ya no está centralizado en Maringá, dadas las condiciones que puso el Padre Xico, párroco de Nuestra Señora de las Dores, que significó para el Oratorio una situación pastoral inaceptable.

. . . .Quedó cerrada definitivamente la posibilidad de formar en Maringá el Oratorio Mariano Central Brasileño.

. . . .Las hermanas misioneras salieron definitivamente de la casa donde estaban viviendo y van solamente a ayudar a los grupos marianos de autoeducación.

. . . .Las hermanas se trasladaron a vivir a la Montaña Rusa; ahora siguen las actividades de grupos marianos, además de misiones rurales dentro de la Parroquia de Santa Catarina.

. . . .Otro elemento nuevo de la vitalidad de la misión es que empiezan a aparecer las vocaciones para la Comunidad de Padres y Hermanos. Rogerio es el primer vocacional brasileño: cursa el último año de enseñanza media, junto a él hay otros dos candidatos.

. . . .Si la Madre Santísima nos concede la estabilidad de estas vocaciones, poco a poco el Oratorio Mariano Brasileño se irá componiendo y llegando a la madurez y estabilidad que la Madre Santísima quiere regalar a la misión de Santa María.