11. La llegada de los tres nordestinos a la Misión de Santa María

 

. . . .El Padre Raimundo por medio del chat y de llamadas por teléfono se fue relacionando con un joven del nordeste brasileño: Weliton. Mediante ese contacto tesonero y constante, se fue produciendo un interés vocacional bastante serio, que se extendió a otros dos jóvenes. Yessandro y Fabio, también un joven interesado en la vocación se acercó por este contacto con el Padre Raimundo a la posibilidad de ingresar a la vida religiosa en el Oratorio.

. . . .El P. Raimundo, cuando las vocaciones fueron madurando más y más, hizo un gran esfuerzo y sacrificio, tomándose el tiempo para viajar al nordeste (unos dos o tres días de viaje), desde Santa María.

 

. . . .Allá contactó con ellos, gracias a un hermano marista, hermano del P. Valmor Righi, pallottino, que en los tiempos del seminario, fue uno de los mejores amigos brasileños que tuvo el P. Sergio.

. . . .Ese hermano del P. Valmor le financió el viaje al P. Raimundo, y así finalmente llegaron los tres nordestinos a la comunidad de Santa María, dispuestos a hacer un discernimiento vocacional.

 

. . . .Desde ya el clima frío del sur del Brasil no les ha hecho bien. Es muy difícil para ellos estar en Santa María, porque la temperatura del nordeste llega a los 50 , y no baja mucho de eso, 35 para ellos es frío, o al menos no caluroso.

. . . .Vienen sin compromiso y ya se verá cómo van reaccionando y si les llega a gustar el carisma del Oratorio. Hasta ahora, les cuesta que seamos tan marianos, ellos son más carismáticos. Y entre otras cosas, les cuesta el tipo de relación distinta con las hermanas religiosas, no entienden por qué esa separación tan grande y que no se les abrace ni bese, ellos pensaban que por ser una familia, en el Oratorio habrían vínculos estrechos con las hermanas.

 

. . . .Por otra parte son jóvenes inquietos que quieren ver consecuencia entre lo que se dice y se practica. Parece que lo han visto comprobado con mayor realce en el Oratorio.